Servicios

Reproducción Asistida es un procedimiento que se aplica a las parejas que sufren de la imposibilidad de concebir un bebé con los tratamientos convencionales.
Consiste en lograr juntar el  óvulo con el espermatozoide en un ambiente adecuado para que ocurra espontáneamente la Fertilización.
Este tratamiento está especialmente indicado para aquellas parejas en las cuales la mujer tiene un daño irreparable de las trompas de falopio, o en aquellos casos en que no se demuestra una causa específica de infertilidad o en las alteraciones de la función espermática, (infertilidad masculina) o en la infertilidad inmunológica.
Las chances de lograr el embarazo con las Técnicas de Fertilización Asistida han aumentado enormemente, pero lamentablemente el embarazo no se logra en todos los casos. Es importante tener en cuenta que:

  • El embarazo no siempre se logra en el primer intento, como tampoco lo logra la pareja fértil teniendo relaciones en el momento apropiado.
  • Las conclusiones que se obtengan del primer intento pueden ser útiles para tener mejores chances en intentos posteriores, ya sea repitiendo el procedimiento de la misma manera o introduciendo las modificaciones que se consideren convenientes.
  • El factor psicológico siempre está presente, en menor o mayor grado, siendo imposible cuantificarlo o evaluar en qué medida está influyendo en forma negativa en un caso en particular. Por lo tanto todo lo que se pueda hacer para mejorar el aspecto psicológico va a redundar en beneficio para la pareja, independientemente del resultado final.
  • Muchas veces el éxito final (o sea el embarazo) va a depender de la perseverancia, por lo que la relación pareja-Institución debe ser la mejor posible. Para ello, la confianza en la Clinica y sus integrantes, el diálogo, el planteo de toda duda que se tenga, va a ayudar a recorrer el camino juntos, comprometiéndonos nosotros a darles lo mejor y más nuevo en Técnicas de Fertilización Asistida.